Otros artículos en El País

Corrida de la Prensa

corrida-prensa

Contraquerencia. Novena de Feria de San Isidro 2017 Supongo que a S.M. el Rey Emérito, y a sus majestades Emilio Muñoz, César Rincón, Curro Vázquez, Luis Francisco Esplá, Espartaco, así como a su Alteza Democrática, el Respetable Público de Las Ventas; además de los gloriosos gladiadores blancos, Sergio Ramos y Lucas Vázquez, no les causa más que aburrido asombro la tarde en que Florito tiene que salir de toriles con su cuadra de cabestros capirotes para llevarse prácticamente en andas a no uno, ni dos, sino tres toros por incurable debilidad. En realidad, fue inadmisible y muy lamentable ver que los bovinos del hierro del Puerto de San Lorenzo empañaban la tradicional Corrida de la Prensa con una blandura de ocho columnas y ante eso, es de nota reconocer no pocos méritos en la labor de Sebastián Castella sobre el ruedo durante toda la tarde y aislados detalles de variada torería, efímeros brochazos al óleo de banderilleros varios… pero como todo lo que va a la prensa, no olvidemos que la impredecible trama de los hechos provoca sorpresas quizá no en la primera plana, pero sí en la quinta página o quinta bis o doble bis y en el sexto ... Leer Más »

Verde manzana

verde-manzana

Contraquerencia. Octava de Feria de San Isidro 2017 Dicen que la del Edén era roja y que por su apariencia de sangre sólida expulsó del Paraíso a la primera pareja de enamorados. Quizá por ello, a David Mora le viene bien el vestido color verde manzana con los bordados en oro que evocan al Sol o al menos, así se vistió en la Plaza de Vistalegre el día que resucitó del Inframundo para tumbarle dos orejas a un toro con un giro de cintura que no se le conocía de los tiempos anteriores a la infernal fisioterapia con la que volvió a caminar y así se vistió también el año pasado en San Isidro el día que paseó dos orejas con la salida por la Puerta Grande de manera indiscutible. Lo de este jueves tuvo ecos de aquella epifanía en su regreso a Las Ventas: repitió un quite cardíaco por Gaoneras templando al viento al mismo tiempo que las engañosas embestidas del toro y volvió a pararse en los medios para iniciar una faena que –a contrapelo de la voltereta del año pasado- cristalizó en una suerte de reconciliación con el exigente público madrileño. La tarde no vivió la adrenalina ... Leer Más »

Enormes minucias

enormes-minucias

Contraquerencia. Sexto de Feria de San Isidro 2017 Debemos a Alfonso Reyes el título de Enormes minucias con el que tradujo una breve reunión de breves ensayos de G.K. Chesterton como un ejemplo más de la elevada calidad con la que el autor inglés practicaba el pensamiento andante, la reflexión sobre el instante efímero y la ponderación precisa del peso variable de las cosas. Nada mejor para contextualizar la digestión de una corrida de Lagunajanda que lidiaron con dignidad Juan del Álamo, Fortes y Román, más sus respectivas cuadrillas. No tengo más que decir, salvo que cada vez que se lidia una corrida de toros el aficionado de veras ha de reconocer que son muchos los detalles que justifican la irracional pasión inquebrantable de su afición. Minucias enormes como la del hombre que traza las rayas de ese polvo llamado Blanco de España—que no cal viva ni anilina—sobre la arena –que no albero—faltando pocos minutos para el paseíllo, confirmación que se dilata más de un minuto en cada vuelta blanca, andando contra las manecillas del reloj que corona Las Ventas o la distraída dama que asiste todos los días para moverse ligeramente al compás de cada uno de los pasodobles ... Leer Más »

Helarte del miedo

helarte-miedo

Contraquerencia. Quinta de Feria de San Isidro 2017 El miedo es una rara neblina en lila que congela los huesos y detiene el tiempo. El miedo tiembla en algunos como témpano casi imperceptible y el iceberg del desconcierto sólo enseña la punta de los nervios en punta, mientras el cuerpo se queda paralizado bajo la superficie de la realidad. De todos los toros de Montalvo que se lidiaron este lunes día del patrono San Isidro campeó por el ruedo un monstruo llamado “Escandaloso” de 593 kilos que vino con ganas de multiplicar el pánico y a pesar de que Curro Díaz logró arrancarle pases aislados de buena calidad, parece que el diestro olvidó que al trinomio cuadrado perfecto de citar-templar-mandar hay que añadirle el verbo girar para que el silogismo cuaje en faena. Es como si Curro saliera a regalarnos frases sueltas –algunas que llegaron a ser como aforismos—pero en Madrid hay que torear en prosa pura y no sólo versos sueltos. Parecía que “Escandaloso” cumplía su afán de amedrentarnos a todos… o casi a todos. Esos que gritan desde el cómodo anonimato de la andanada, creyéndose sabios con la baba cómoda del prejuicio, pitarían hoy mismo a Manolete o ... Leer Más »

Show Buttons
Hide Buttons